The Marvels

 

El último libro de Brian Selznick se publicó en el 2015 y lleva por título “The Marvels”. Brian es un escritor e ilustrador estadounidense y es conocido por ser el autor de la obra La invención de Hugo Cabret. Si el nombre suena familiar es porque el libro inspiró una película adaptada por Scorsese que se llevó 5 premios Óscar de las 11 nominaciones que tuvo en el 2011.

Ahora, ¿de qué trata su más reciente libro? En el libro hay dos historias. La primera se desarrolla en 1766 y muestra a las distintas generaciones de una familia y la compañía de teatro en la que trabajan. La segunda historia empieza en 1990 con Joseph, un niño que está huyendo de casa y encuentra a su tío, al cual cuestionará para saber sobre sus antepasados.

Una de las páginas en las que se muestra el teatro de la familia.

Edición

Dicen que los libros no se juzgan por la portada, pero todos los amantes de la lectura sabemos que esto no siempre aplica. Si vemos una edición hermosa, lo más probable es que la terminemos comprando basándonos en esto.

Y eso fue algo que me pasó con The Marvels. La edición de este libro está muy bien cuidada. La sobrecubierta destaca por el los detalles dorados que contrastan con el morado vibrante del resto de la portada. Además en el lomo está la ilustración de uno de los personajes principales.

Un añadido a lo bonita que es la edición son las páginas, que son de color dorado al cerrar el libro. Y al ser un libro con bastantes páginas, se ve hermoso.

 

Historia

Algo que caracteriza los otros libros de Selznick es la combinación de dibujos y letras para que lleguen a una sola historia. Y esta no es la excepción. Llega un punto en que la primera parte llega incluirse en la segunda y todo empieza a ir en la misma línea narrativa. Es decir, que la familia y su compañía de teatro están vinculadas de forma directa a la historia de Joseph y de su abuelo.

Algo bueno del autor es que siempre tiene una forma diferente de vincular lo que está narrado por las ilustraciones con lo escrito. Y en este libro se logra bastante bien tomando por sorpresa al lector.

Hay ciertos detalles que se mencionan en el libro que podrían considerarse controversiales. Pero el hecho de que se mencionen con tanta sutileza hacen que la historia siga su curso y esos detalles no llaman la atención de manera equivocada. Son solo parte de la construcción de la historia.

Personajes

Hay dos historias, pero realmente se puede apreciar mejor el desarrollo de personajes en la segunda parte por la naturaleza del texto. Tenemos al personaje principal de esta segunda parte que es Joseph y a su tío Albert, quien a pesar de ser secundario destaca más.

Creo que se debe a que es un personaje bastante complejo. Y esta complejidad nace a partir de mostrarlo lo más humano posible. Muchos autores cometen el error de encasillar a sus personajes y limitan su desarrollo. En el caso del personaje de Albert esto no pasa, pues el autor no deja que ciertas características lo definan.

El resto de personajes, a pesar de no ser tan complejos, están bien construidos y aportan al curso de la historia. El pasado es usado como un factor importante en la construcción de los personajes, pues le da un respaldo y una justificación al porqué de sus actitudes.

Ilustraciones

El libro cuenta con más de 600 páginas. Sin embargo, estas no se sienten para nada, porque de esas 400 son páginas con ilustraciones. Entonces toda la primera parte se lee en menos de una hora.

Fiel al estilo de Selznick, el libro combina imágenes y texto. Pero ambas construyen de forma independiente distintas historias y esa es una diferencia con sus dos anteriores libros. En The Marvels la primera parte está contada solo en ilustraciones; mientras que la segunda solo en texto. Y creo que esto funciona mejor, porque se puede diferenciar las historias de una mejor manera. Además, cada una tiene su propio ritmo.

Otro tema a destacar son las ilustraciones en sí, pues tienen bastante detalle. Hechas a blanco y negro, dan la apariencia de bocetos. Algo que es genial es que al pasar página por página tienes una imagen completa en el libro, como si estuvieras viendo una película plano por plano.

Solo queda destacar su gran trabajo en cuestión del arte, porque es lo que le da bastante originalidad. Además, es importante que sea él mismo quien ilustre todo, porque estamos viendo la historia desde su perspectiva.

Aquí, una entrevista en la que explica todo el proceso artístico que utilizó para crear el booktrailer del libro.

Lo real

Algo que en verdad me pareció muy interesante es la inspiración para este libro, y es que está basado en una historia de la vida real. Luego de leer un poco más del hecho real, siento que el libro es un verdadero homenaje.

El autor también explica un poco de donde tomó la inspiración para la historia, así como también de donde se tomaron algunas de las referencias visuales para poder construir el mágico universo de The Marvels.

Puntuación : 4/5

Las razones por las que me gustó mucho el libro son estas:

  • Edición hermosa y una historia que le hace justicia.
  • A pesar de su tamaño es bastante rápido de leer.
  • Las ilustraciones lo hacen original.
  • Personajes bien construidos en su mayoría.

El único motivo por el cual no tiene el puntaje completo es porque me hubiera gustado que la primera parte de la historia se desarrolle un poco más. Si bien, luego en la segunda parte hay un poco más de explicación no es del todo suficiente.

A pesar de este pequeño detalle, creo que el resto es genial. Es un libro con una estructura diferente, pero que funciona muy bien y te atrapa rápidamente. Está más que recomendado.

 

 

 

En Tambillo y no en Miami

Eran las vacaciones de Julio, las más largas y esperadas. Un duro ciclo de la universidad había finalizado y yo, por mi parte, ansiaba estos días libres para pasar unos días en la playa, viajar a Miami y salir de “juerga” al menos dos fines de semana. ¡Qué ricas vacaciones!

Saliendo de mi último examen final, recibí una llamada que cambiaría estas vacaciones de sueño en una gran lección de vida.

Mi mamá me dijo que este año era muy poco probable viajar al exterior y que me vaya haciendo la idea de no hacer muchos planes, ya que ella tenía preparado unas vacaciones diferentes para mí. Entusiasmada por la idea, no veía la hora de llegar a mi casa y descubrir la noticia.

-Te vas de misiones a Ayacucho por dos semanas.

¿De misiones? ¿a Ayacucho? En lugar de playa, serían montañas; ya no Miami, sino Tambillo, y no serían fines de semana de “juerga”, sino de evangelización y oraciones. De manera sarcástica le respondí a mi mamá: ¡Qué ricas vacaciones!

No me causó mucha gracia el cambio completo de mis planes, pero bueno accedí a ir sin mucho gusto.

Conmigo viajaban tres “monjitas” y catorce chicas entre 18 y 25 años. El viaje fue por bus y duró toda la noche. Gracias a Dios mi madre me había comprado los asientos más cómodos y pude disfrutar de ese viaje. Lo que no sabía en ese momento era que esa noche sería la última donde dormiría cómodamente.

Empecé a conocer a las personas con quienes viajaba. Las hermanas eran bien buenitas, unas tiernas que hablaban de Dios y del amor todo el día; las chicas eran muy divertidas, la mayoría aún estudiaba en la universidad, otras ya habían acabado su carrera. Mi pregunta siempre era, ¿por qué escogerían pasar sus vacaciones así?

Llegamos a Huamanga al amanecer. Esta ciudad nos recibió con un cielo maravilloso. Siempre he disfrutado ese cielo ayacuchano, no era la primera vez que visitaba esta ciudad y debo admitir que por ese momento lo preferí mil veces que Miami.

Estuvimos un rato en Huamanga. Las hermanas nos llevaron a misa en la catedral.

-Hace tanto tiempo que no asisto a una misa – le confesé a una de ellas.

Con mucha ternura me dijo que esta era el momento perfecto, que aproveche de confesarme y recibir la comunión. No podía negarme a tan dulce propuesta. Así lo hice y celebré misa por primera vez después de mi confirmación.

Salimos de lacatedral y tomamos un bus hasta Tambillo, un pueblito que se ubicaba  a dos horas de Huamanga. Este bus era más pequeño y no tan cómodo, pero bueno, ya estaba a allí. Durante el viaje, las monjitas sacaron su guitarra y empezaron a cantar. Las canciones no parecían religiosas, pero lo eran. No sabía que existían canciones para Dios tan alegres y con ritmos modernos. Me acerqué a una de ellas y le pedí un cancionero. Me contaron que tenían un grupo musical, se llamaban las Siervas. Me mostraron su videoclip y empecé a quererlas más.

 

Tambillo nos esperaba con un hermoso cielo despejado completamente. Llegamos a una escuelita muy pobre. Empezamos a sacar las maletas. Yo sólo estaba esperando que me dijeran donde quedaba el hotel, o por último el cuarto donde dormiría. Estaba muy cansada, solo quería tomar un baño y hacer una siesta.

¡No! ¡No había hotel, ni ducha! Dormiríamos en un salón vacío de la escuelita, dentro de nuestros sleeping bags y usaríamos el precario baño de la escuelita para echarnos baldes de agua fría y así asearnos. Yo no lo podía creer, no había forma. ¿A qué tipo de viaje me había inscrito mi mamá? Las cosas se empeoraron para mí cuando me enteré que nosotros mismas teníamos que cocinarnos, limpiar el baño, el cuarto, la cocina, lavar los platos, morir y seguir muriendo… cuando, en su lugar, podía haber estado tomando sol en algún lugar del planeta.

Pero no podía ponerme engreída a esas alturas del viaje. Al mal tiempo buena cara.

Nos recibieron unos niños lindos que tenían chapas en los cachetes y vestían ropitas gastadas. Me miraban asombrados, como si fuera de otro mundo. Sus ojitos al vernos se llenaban de ternura. Jugamos con ellos hasta que cayó la noche.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Habían grupo de labores. Yo era feliz cuando me tocaba la cocina. No sabía mucho, pero estaba dispuesta a aprender. Sin embargo, ¡el baño! no había forma, me rehusaba.

La noche no la pasé tan bien. Dormí en el suelo, hacía mucho frío y el ruido del viento y algunos roedores de fuera me mantenían intranquila. Solo quería que amaneciera de una vez. Pensando y pensando en todo lo que me esperaría, sin darme cuenta, escuché cantar al gallo y una luz tenue de sol entraba por las ventanas del aula. Me desperté antes que todas, muy temprano. Tenía que buscar la forma de lavarme el cabello, al menos. El agua era helada, parecía recién bajada del nevado. Después de echarme agua, me uní al grupo para rezar. La “monjita” me pidió que leyera la lectura. Me caía bien. Se había convertido en mi amiga. Luego de esa pequeña oración de inicio de día, tomamos un desayuno sencillo y salimos a ‘misionar’.

A mi grupo le tocó ir al pueblo vecino. Tuvimos que bajar y subir colinas altas. Yo no entendía el sentido de hacer esto. ¿Por qué visitar a las demás personas? Después entendí todo. Llegamos al pueblo y todo era silencio. A lo lejos, vimos a una señora venteando quinua y fuimos a ayudarla.

Mientras la ayudamos nos contaba su historia, estaba triste. Su esposo estaba muy enfermo y ella tenía que hacerse cargo de la chacra, la familia y solventar todos los gastos del hogar. Una vida dura, que no cambiaban para nada su ánimo y sus ganas de saludarnos amablemente. Una vida dura que no cambiaban su fe. ¡Cuánta fe tenía esa mujer! Algo en su interior le decía que todo iba a estar bien.

Después vimos a una señora desgranando choclo. Decidimos ayudarla y de paso conversábamos con ella. Nos contó que su único hijo había desaparecido en la época del terrorismo y que no había día que no le esperase sentada en su puerta desgranando maíz. Yo no pude evitar llorar. Aún así, ella empezó a consolarme como una madre a su hija. Morí de amor.

Me percaté que alguien corría por allí. Era una niña y estaba llorando. Fui a hablar con ella, quería consolarla. No alcanzaba a entender lo que balbuceaba. Solo la abracé fuerte.  En el oído me dijo: “Mi mamá. No la encuentro.” Yo entré en pánico. ¿Dónde estaba su mamá? Ella corría por la pista sin miedo a los carros llorando y buscando. Era tan niñita, tan frágil. Salió una señora diciendo ser su tía y se la llevó. Nunca supe si encontró a su mamá o no. Espero que sí.

Teníamos que emprender nuestra caminata de regreso antes de que caiga la noche, ya que solo teníamos la luz del sol para iluminar. El retorno fue mucho más fácil, ya me había aclimatado y la altura no le afectaba a mi respiración.

Cenamos, rezamos y nos fuimos a dormir. Esa noche me quedé pensando en todo lo que había vivido ese día y todas las historias que había escuchado. Me dormí soñando con esas personas.

Al día siguiente hice todo más rápido y sin quejarme, quería volver a ese pueblito, quería seguir ayudando a esa gente en lo que podía.

Cada día era nuevo, nuevas historias, nuevas personas, nuevos rostros. No había momento que no agradeciera al cielo maravilloso de Tambillo por tener una vida llena de oportunidades, por tener algo que llevarme a la boca, por vivir emociones. No había día a partir del primero que no haya agradecido a mi mami haberme metido en este viaje, en toda esta aventura.

Limpiaba los baños, lavaba los platos, cocinaba y todo lo hacía feliz. Sabía que mientras más rápido lo hacía, más tiempo para visitar personas, escuchar sus tristezas y hacernos felices mutuamente. ¡Qué hermoso! Poco a poco ese visitar personas iba cobrando sentido.

Con mucha pena veía como esas dos semanas llagaban a su fin. Tenía que dejar a mis niños, a mis amigas, a mis amigas “monjitas”, a mis viejitos, sus historias. Extrañaría mi Tambillo, esas noches estrelladas, esas comida maltrecha, ese clima loco, esa sleeping bag donde tuve los mejores sueños de cambiar al mundo. Extrañaría poder ver cómo afloraba la mejor parte de mí, esa parte donde me preocupaba más por los demás y no sólo pensaba en mí.

En este viaje no visité playas, no fui por tercera vez a Miami, no me fui de “juerga”; pero amé muchísimo, salí de mí para ver a los demás. Me di cuenta que a veces es  bueno detenerse y escuchar la historia de los otros, maravillarse con su sinceridad al hablar, con la ternura que te las cuentan y ser sensibles para entender que te las comparten no solo para que los escuches, sino para los consueles, para tenerte de cómplice, amigo, alguien que hará algo para ayudarlo. Buscan en ti un refugio de sus problemas, un poco de alegría, calma y paz. ¡Qué lindo es escuchar al otro! Salir a su encuentro para consolarlo, amarlo, hacerlo reír, compartir con ellos y darle la esperanza de confiar.

No terminaré de agradecer a Dios esta hermosa experiencia. Espero con ansias mis próximas vacaciones para cambiar las sandalias por zapatillas y mi ropa de baño por buzos y casacas gruesas.

Gracias Tambillo porque no sólo me diste un cielo maravillo, sino el paraíso completo.

BlockChain y Bitcoin

La tecnología de Blockchain ha atraído la atención de muchos. ¿Que significa Blockchain y que oportunidades traerá consigo?

Quizás uno de los temas tecnológicos más tocados en los últimos meses por mostrarse disruptivo en industrias de Economía, Administración y Finanzas. Las capacidades del Bitcoin han dejado impresionado a muchos y ha alcanzado planas de periódicos importantes. Una persona que en 2009 tenía 9 dólares en Bitcoin hoy tendría USD 4.4MM. ¿Qué es la base de esto? ¿De qué se trata y como generará valor para sus portadores? Blockchain permite que las nuevas aplicaciones puedan ser más prácticas que antes (si logras integrar la tecnología) o diría yo, muchas más prácticas que antes a través de la tecnología del Blockchain.

Bitcoin funciona con esta tecnología y sus acreedores se están beneficiando mientras se está dando a conocer la tecnología con la que está hecha su base de datos. ¿Cómo se relaciona esto a la Economía y la administración?  El Bitcoin, y otras similares, se espera que revolucionen la industria del comercio y traigan consigo un cambio económico a escala mundial. El Bitcoin es “inmutable”, LO QUE SIGNIFICA QUE ES TRANSPARENTE, y redefine el “Trust”. Por eso resulta muy atractivo en el Perú y la región sudamericana. Todos los conflictos de corrupción recientes, en escándalos como Lava Jato, y la ineficiencia del Estado para contar con pruebas que encarcelen a los funcionarios turbios, son prueba de que Blockchain podría ayudar a entes tan ineficientes como los órganos del estado y el PJ. Blockchain permite un registro de transacciones seguro, este registro será rápido y confiable. Con él se van a poder realizar transacciones tanto por entidades públicas como privadas.

Además, Blockchain podría empoderar a las personas de muchas maneras en el Perú y el mundo, según algunos expertos en el tema, este beneficio de empoderar a la gente es mas acentuado en los países desarrollados. ¿Por qué? Principalmente porque permite la inclusión financiera a personas que antes no tenían acceso a Capital. Esto puede brindar mayor acceso a un sistema de cuidado de salud efectivo, que se mejoren las condiciones del país para comercializar productos, como, por ejemplo, por desarrollar cadenas de suministro más efectivas. Estos atributos del Bitcoin son el “Background” de este Artículo para “UlimaLeaks” dirigido a los alumnos de la Universidad de Lima, manifestar y hacer entender fácilmente que Bitcoin y las otras “crypctocurrencies” podrían servir como solución para poder evitar comportamiento poco ético en las entidades públicas y privadas.

Resultado de imagen

Profundicemos y ahondemos un poco más en el tema. Bitcoin está basada en tecnología Blockchain. Blockchain, como el internet, es infraestructura abierta a nivel global y al alcance de todos. Permite a las compañías y a los individuos hacer transacciones “desenganchando” a los intermediarios. Esto significa reducir el costo de transacciones y el lapso de tiempo que se tomaban los “terceros” o agentes en realizar sus operaciones. Lógicamente las revoluciones de este tipo no son buena para los “brokers”, “intermediarios” o “middlemans” como se les llama cotidianamente en lengua anglosajona. Por ejemplo, facilitaría la compra de acciones en mercados extranjeros. Facilitaría la detección de errores y rupturas de stock. Menores Lead-Time por mayores sinergias entre un área de Despachos y un transportista, entre muchos otros ejemplos.

¿Cómo funciona Blockchain?

La tecnología se basa en la distribución de una estructura principal. El BlockChain es un sistema unificado. Puede identificar cuando hay algo que no va de acuerdo a sus parámetros para luego arreglar el desperfecto en tiempo record con el flujo rápido de información. Los Blockchains pueden ser públicos y sin permisos o privados y con permisos, creando un grupo de un determinado número de participantes, que generalmente serán empresas que trabajan juntas, en la misma cadena de suministro, estas empresas podrán identificar desperfectos en los distintos procesos como un sistema único. Michael Versace, director global para estrategias digitales de IDC, describe Blockchain como un acelerador de la innovación y las capacidades de las plataformas tecnológicas. Expandiendo las fronteras de todos hacia nuevos horizontes donde se podrán lograr cosas que antes resultaban imposibles con la tecnología disponible. Esperemos que el impacto sea positivo y que nuestra sociedad lo adapte rápidamente para poder usarlo en nuestra lucha constante contra los Estados Corruptos e ineficientes. Si hubiere una transacción fuera de lo común, el sistema lo identificaría y lo reportaría a su servidor.

Aplicaciones en el rubro financiero:

  1. Bitcoin es una divisa electrónica que presenta novedosas características y destaca por su eficiencia, seguridad y facilidad de intercambio. Esto es prometedor, pero también hay baches, Sadeep Kumar, director principal de Mercados de Capital y especialista en negocios digitales y consultoría en estos temas para empresas de tecnología en Silicon Valley y trabajador de la empresa Synechron, habla de estas barreas y menciona que las principales son la inoperatividad, la privacidad de la data, “data transfer”, los procesos de integración a sistemas antiguos (lo cual depende del código) y la escalabilidad del Blockchain. Estos serán los retos de los próximos años.
  2. R3 es una empresa que tiene más de 40 años trabajando y con el respaldo de bancos globales. Esta es una empresa de la industria Fintech. Está desarrollando tecnología estandarizada para arquitectura de datos de esta manera.
  3. Foundation´s Hyperledger es una iniciativa de la industria que incluye a IBM. Nada más que decir.

Aplicaciones en el rubro de Negocios y Consultoria:

  1. Deloitte está trabajando con clientes y con start ups para desarrollar soluciones para mejores procesos para conocer a los clientes.
  2. Nasdaq está usando Linq Blockchain technology para completar y grabar sus transacciones. En el rubro comercial, Factom y Everledger son los lideres ambos en seguridad de Data para distintas industrias.

Resultado de imagen para blockchain

En conclusión, muchos están tomando ventaja para aprovechar la habilidad del Blockchain. ¿Nos quedaremos relegados como con las tecnologías anteriores, o implementaremos e integraremos rápido la tecnología para comenzar a aprovecharlo con anticipación? Depende de nosotros.

 

Cómo No Llegamos Al 48 Hour Film Project

Se recomienda leer escuchando este playlist:

La mano temblorosa. Los nervios de punta. Era (probablemente) el menor de todos. Lentamente metí mi mano al sombrero y saqué el papel: no lo abrí. Intranquilo esperé el “¡ya!” del moderador y corrí hacia mi equipo para ver el género que nos había tocado.

“La puta madre”.

Nos había tocado película muda o ciencia ficción.

El Lima 48 Hour Film Project

El pasado viernes 2 de junio se celebró en Lima el 48 Hour Film Project dentro de la séptima edición del Festival de Cine Al Este De Lima.

“¿Qué? ¿Y qué es eso del 48 Horas, Sebas?” – me dijo

“Es un concurso de cortometrajes en el que tienes – literalmente – 48 horas para realizar un corto. Pero el chiste está en que te dan una línea de diálogo que tienes que usar, un objeto y un personaje. Y los tres tienen que aparecer sí o sí, manyas.”

“¿Tipo un corto de boleto?”

“Algo así, solo que lo pendejo está en que también te dan el género. O sea, te puede tocar desde musical, película muda o film de fémme hasta ciencia ficción, película de acción japonesa o western.”

Regresemos en el tiempo un año. El Lima 48 Hour Film Project del 2016 fue una de las mejores experiencias que tuve. Recuerdo con claridad toda la presión que sentí cuando metí mi mano en el sombrero para sacar el género y cómo todo eso se desvaneció al leer “DRAMA o película de acción japonesa”. Claramente escogimos drama. 48 horas más tarde teníamos un cortometraje titulado “Clinch”.

Queremos creer que lo escogimos porque aludimos a la presión que siente nuestro protagonista por parte de su hermano mayor, la verdad es que no teníamos ninguna otra idea para el nombre y clinch es un término de boxeo que sonaba bastante bien.

Nuestro nombre de equipo fue “43 milimetros” en alusión a la productora audiovisual que creé en el 2015. Sí, sin tilde y en minúsculas. Me mentía a mi mismo diciendo que así también se podía escribir. Nunca estuve tan equivocado. Pese a mi error al escoger el nombre del equipo, no me equivoqué al escoger a mi equipo. Fuimos un total de 10 personas. Dos de esas diez se unieron inmediatamente después del concurso. El cuarto integrante del nuevo y mejorado “43 Milímetros” (nótese la tilde y la mayúscula) se unió casi seis meses después. Ursula Coello, Gonzalo Valdez, Valeria Talavera y yo conformamos el equipo oficial.

De izquierda a derecha: Julio Vidal, Fabrizio Castro, Ursula Coello, Sebastián Plasencia y Gonzalo Valdez en el Lima 48 Hour Film Project 2016.
De izquierda a derecha: Jair Gonzales, Valeria Talavera, Ursula Coello, Gonzalo Valdez y Sebastián Plasencia.

Como todo cineasta entusiasmado, teníamos la esperanza de ganar algo. Nunca perdimos la fe. La fe de poder llegar al Filmapalooza 2016 como los ganadores del concurso. Lo que sí perdimos fue el concurso. Ganó un cortometraje titulado: “Don Juan”.

Plaza de Barranco

El llamado general fue el viernes a las 5:30 P.M. Debo admitir que me sentía un poco confiado. Más maduro. Con más experiencia. Con un equipo más capacitado y más grande. Yo sentía que ahora sí, realmente, teníamos oportunidad de competir contra equipos mayores. Entregué y llené los documentos que solicitaban.

“Por lo menos este año estamos descansados. El año pasado el concurso fue nuestro fin de parciales.” fue lo que me dijo Gonzalo, mi director de fotografía. Poco a poco la gente empezó a llegar. Todos eran mayores que nosotros. Veía varias caras conocidas y muchas más caras desconocidas. Realmente era una fiesta cinematográfica. Me encantaba el ambiente. Todos estábamos ansiosos por saber cuál era el género que nos tocaría.

Grupo por grupo, los líderes de los equipos fuimos subiendo al escenario para recoger nuestros respectivos papeles. Estábamos dentro del grupo C, lo cual quiere decir que nos tocaba sacar al último. El moderador entrevistaba a los líderes de equipo – para animar la fiesta, claro está.

“¿De qué equipo eres?”

“43 Milímetros.”

Me dio valor el escuchar que mis amigos gritaron fuertemente.

“¿Y qué genero esperes que te toque?”

“Entre comedia…drama. Algo fácil.”

Sí que nos tocó algo fácil,

Posted by 43 Milímetros on Friday, June 2, 2017

 

Tuve que pedir que me dieran un tiempo extra para concretar mi decisión. Desde el escenario trataba de hacerle señas a mi equipo para delimitar el género. Por un lado sentía, realmente sentía, que podíamos lograr un corto de ciencia ficción en dos días. Pero por el otro, la aguja gigante de la realidad explotaba ese, quizás ingenuo, pensamiento. Lo sentía. Iba a decirlo. Mi boca quería formar la palabra “ciencia” como si fuese un impulso de muerte. La coherencia llegó a mí en el último milisegundo.

“Muda.”

Tras haber sobrevivido ese mini heart attack, teníamos que resistir el siguiente: el designio del personaje, objeto y línea de diálogo. Ya sé lo que estarán pensando: ¿cómo metes una línea de diálogo si es una pelicula muda?

“Sí, no hay problema. Puede ser escrita, con subtítulos o actuada. Lo importante es que se entienda.”

El año pasado fue así:

  • Personaje: Esteban o Estela Bernabé (deportista)
  • Objeto: Anillo
  • Línea de diálogo: Te amé

Lo que tocó este año fue lo siguiente:

Los tres objetos tenían que salir en el corto, ya sea por medio de la palabra hablada o escrita.

Yep, we were fucked.

T-48 Horas

Nos dividimos en dos grupos para ir desde Barranco hasta la casa de Valeria, segunda directora de fotografía, que queda en San Borja. Teníamos media hora para pensar ideas y de ahí discutirlas. Yo estaba en un taxi con Gonzalo y Ericka, la chica, quien, dos semanas más tarde, se convertiría en mi enamorada (solo que ella no lo sabía en ese momento).

“No sé por qué estoy pensando en algo loco, como de ciencia ficción. Tipo que todas las personas tengan las bocas cosidas. Así justificamos lo mudo.”

“Yo también estaba pensando lo mismo. Pero, no sé, Sebas, ¿cómo metemos el skate? Yo creo que tiene que ser un tema que cause impacto.”

“¿Cómo se llamaba esa enfermedad que te hace temblar, weon? No es alzheimer. Fuck! No me acuerdo.”

“¿Parkinson?”

“Sí, Parkinson. Gracias, Ericka. Creo que debemos contar una historia de una dentista que tenga parkinson. Que su instrumento para trabajar, el cual son sus manos, no funcione. Y que ese sea su mayor conflicto.”

Así cimentamos las bases de nuestra historia, la cual no terminó de ser armada sino hasta las 2 de la mañana del sábado 3 de junio. El tiempo transcurría y algunos se tenían que retirar. En la casa de Valeria solo quedamos Gonzalo, Andrea (productora), Ursula (editora y productora de campo), Valeria y yo. Lo que más recuerdo de esa noche es que:

  1. Solo dormí dos horas.
  2. Me estaba muriendo de frío.

La maleta de luces en la cajuela del carro. La cámara, adelante. Y el equipo de sonido, con las productoras. A las 10 de la mañana ya estábamos yendo al consultorio de dentista que habíamos conseguido tan solo dos horas antes. El taxi avanzaba rápidamente. Semáforo en rojo. Continuaba avanzando. Volteaba a la derecha. Todo de frente. Semáforo en rojo. Seguir por Caminos del Inca. Girar a la derecha en Burger King. Estacionar. Pagar. Bajar. Subir rápidamente las escaleras. Armar las luces. Poner la cámara. Esperar a la actriz. Tratar de no colapsar.

Tratar de no colapsar. Creo que se ha vuelto mi frase favorita durante las grabaciones. Cuando uno es director (y los que hayan dirigido me entenderán) hay muchas – muchísimas – cosas que pasan por tu cabeza. Tienes 43 voces distintas hablándote y preguntándote cosas. “Sebas, la actriz no viene y Andrea no me contesta”, “Sebas, ¿está bien esta taza o pongo otra?”, “Sebas, ¿cuánto más te vas a demorar?”. Y de entre todas esas, tú tienes que distinguir la tuya, y tratar de seguir con la historia. Normalmente se tiene una lista de planos o algún storyboard. Personalmente, me gusta mucho dibujar mis storyboards porque así le puedo transmitir a mi equipo mi visión de una manera mucho más clara y ordenada.

Storyboard del cortometraje “Superhéroe”.

Pero cuando solo tienes 48 horas, hacer una lista de tomas o dibujar los planos es casi imposible. A falta de una lista, tenía todos los planos en mi cabeza, y tenía que recordar todos los que quería hacer para que todo pudiese pegar en edición. Y a eso, súmenle el hecho de que se fue la luz… dos veces. Como dije: tratar de no colapsar.

Supuestamente teníamos permiso hasta las 12:30, pero nos extendimos hasta la 1:30. Por suerte, no fuimos de mucho fastidio para el dentista que estaba atendiendo pacientes en el consultorio anexo al nuestro. A las 2 ya estábamos comiendo en Burger King. La comida chatarra siendo siempre un clásico de las grabaciones. Tras una comida rápida teníamos que seguir grabando. Acá nos enfrentábamos a otra encrucijada: todavía nos faltaban dos actores. Por suerte, el esposo de Luzma, actriz protagonista de nuestro corto, estaba libre y podía hacer el papel del papá que nos faltaba, mientras que Andrea sacó a una niña de 11 años de la fucking nada.

Grabamos sin ningún problema hasta las 6:30 de la noche, aproximadamente. Ahí fue cuando empecé a colapsar. Comencé a dudar de la historia. Sentía la necesidad de cambiarlo todo. No me cuadraban las cosas. Me empecé a estresar. Me senté en el suelo. Ericka me abrazó y me puse a pensar. Sentía que la historia no se entendería. Que no pegaría en edición.

“¿Qué fue, por qué no están grabando?” vociferó Ursula.

“Escúchame, dile a todos que vengan. Necesito hablar con ellos.”

Ursula reunió al equipo. Todos entramos en el pequeño cuarto de Valeria. Incluso entraron un par de actores.

“No me convence la historia.”

Todos se quedaron callados. Después de haber grabado casi todo el día, decir eso fue como anunciar la muerte de alguien. El reloj seguía corriendo. Tratar de no colapsar. No quería que me pase lo que pasó en el Corto de Boleto del 2016. No quería atrasar al equipo. No quería estar inseguro de nuestra historia. Nuestras mentes maquinaban a todo ritmo. Pensar. Discutir. Gritar. Pelear. Pensar. Discutir. Gritar. Armar. Pensar. Discutir. Armar. Escribir. Llegó el punto en el que todos estábamos de acuerdo con la historia y sentimos que estuvo mucho mejor. Efectivamente, estaba mucho mejor.

Las horas seguían corriendo y nosotros seguíamos grabando. Las escenas iban quedando. Era una carrera contra el tiempo y contra los padres de Valeria, quienes no podían enterarse que estábamos grabando en su cuarto. Finalmente, a las 2:30 de la mañana terminamos de grabar el último encuadre. Saqué mi celular para poder anunciar a través de una insta-story en la cuenta de 43 Milímetros que habíamos acabado de grabar. Mientras hablaba, no podía contener la risa que me daba ver a Andrea y a Ursula dormidas en el sillón de Valeria. Se lo merecían. Habían hecho un gran trabajo. Todos habíamos hecho un gran trabajo. Tengo que admitirlo, me sentí orgulloso de nosotros.

Screenshot de Valentina interpretada por Luzma.

De todos los actores y actrices con los que he trabajado, Luz María De La Torre Ugarte, Luzma – para los amigos – es una de las mejores actrices a las que he tenido el placer de dirigir. Todas las escenas que grabábamos con ella eran espectaculares. Siendo esta la segunda vez que la dirigía me atreví a hacerle una pregunta.

“Luzma, ¿qué tal te parezco como director?”

“Creo que haces un muy buen trabajo. Siento que tienes las cosas claras y si hay algo que no te gusta y no sabes, pruebas, y le das libertad a tu equipo para que opine. Y a mí para que yo también experimente.”

Con una gran sonrisa en la cara, solo pude decir: “gracias”.

El Render

Esa noche llegué a mi casa a las 3 de la mañana. Me dije a mi mismo que dormiría tres horas y que luego me levantaría para pasar los archivos y ganar tiempo hasta que Ursula llegase para editar. Esas tres horas se volvieron seis y terminé levantándome a las 9 de la mañana.

“La conchesumadre.”

Había perdido tres horas de edición, que, como entenderán aquellas personas que han grabado, es un montón de tiempo. Siendo sincero, mi hermano menor fue quien me despertó. Hubiera seguido durmiendo como un bebé si es que Ursula no hubiera tocado el timbre de mi departamento.

“Ya me tengo que ir.”

“Dale, Uchi. Yo ya continuo editando.”

Cansado, y habiendo dormido menos de 10 horas en dos días, me puse a editar el corto. Un corte por aquí. Otro por allá. Agregar los foley. Poco a poco la historia fue tomando ritmo. Pasó de ser un conjunto de archivos a convertirse en una historia, que – en mi opinión – estaba quedando bastante buena. Poco a poco, los chicos fueron llegando. Primero llegó Gonzalo. Es ahí que hice una pausa para almorzar, porque sino hubiera seguido de largo. Después llegó Ericka. A ambos les mostré el primer corte. Les había gustado demasiado.

Al rato llegó la directora de arte: Cathy Acosta, luego Eduardo, otro productor, Andrea, y finalmente Valeria junto a su enamorado, Gustavo. Mi madre había preparado panes con pollo para todos, y fue junto a ella que vimos un segundo corte que yo había preparado. Tuve diversas reacciones.

“Siento que no se entiende.”

“No lo sé. Como que no me cuadra.”

Tomé la decisión más inteligente que pude pensar en ese momento.

“Mamá, ¿qué entendiste?”

Su respuesta me tranquilizó porque coincidió exactamente con la historia del corto. Tomé en cuenta algunos comentarios de mis amigos e hice unas ligeras modificaciones, de manera que ahora si estábamos más satisfechos con el resultado.

“Listo. ¿Qué nombre le pongo?”

Claqueta de cortometraje del Lima 48 Horas antes de haber pensando en un nombre.

Siendo 100% sincero, yo no soy muy bueno para ponerle nombre a mis proyectos. De hecho, esa es la razón por la que mis cortos tienen nombres como “Visto” o “Conversación Nocturna”. Solo les encargué a los chicos dos cosas mientras yo editaba:

  1. Terminar de llenar los documentos.
  2. Pensar en un nombre para el corto.

La primera, pese a pequeños contra-tiempos, fue realizada sin mucho esfuerzo. Sin embargo, la segunda, esa sí que fue un problema.

“¡Rápido, busca nombres de enfermedades bucales!”

“¿Es bucales o vocales?”

“¡Fácil algo en latín!”

“¡Ponle ‘Desesperación’!”

“¿Cómo se dice ‘desesperación’ en latín?”

“¿Qué mierda es chlorhexidina?”

Eran las 6:20 de la tarde y teníamos que estar en Barranco a las 7:30. Bajé la careta animada. Puse los créditos. Y sí, optamos por ponerle “Desesperación” (pequeño fun fact: debo admitir, que me he llegado a encariñar con el nombre). Subimos al carro de Cathy, cuyo cuerpo fue poseído por el espíritu de Toreto. Ella veía el Waze ansiosa. 6:45. El render iba en 15%.

“Escúchame. Borra el nombre de Marcia. No tenemos sus documentos.”

Sentí como mi cuerpo se hundía en el asiento. Tuve que parar el render, acomodar los créditos y mandar el video a procesar una segunda vez. Eran las 7 de la noche y yo estaba procesando un video de 7 minutos con un montón de efectos en la primera parte. Tiempo estimado de procesamiento: 44 minutos. No les dije nada a los chicos. Opté por quedarme callados. 7:15. Estábamos llegando a Barranco. 22% del render. Me sentía como esos capitanes de equipo que saben que van a perder, pero aún así están orgullosos de su equipo y deciden quedarse callados porque no quieren desilusionarlos. 7:20. Llegamos a Barranco. 33%. Faltaban 37 minutos para que acabe de procesar. 7:22. Nos estacionamos. 38% del video. Tomé aire. 33 minutos. Y me armé de valor.

“Chicos, tengo que decirles algo. Según esto faltan 33 minutos para que acabe el video, y solo nos quedan siete para estar fuera de competencia. Sea cual sea el resultado. Solo quiero que sepan que estoy muy orgulloso de su trabajo, porque nos hemos sacado la mierda haciendo esto. Y ha quedado muy muy chevere para haber sido solo 48 horas.”

Silencio total. Nadie dijo nada. Solo se escuchaban las luces del carro. Gonzalo rompió el silencio.

“¿Cuánto falta?”

Miré lentamente: un milagro.

“¡Seis minutos!”

“¿¡Seis minutos!?”

“¡Si, weon! Debe haber sido solo la primera parte que pesaba un montón por todos los efectos que le metí.”

“¡¿Qué hora es?!”

“¡7:24!”

“Vamos. ¡Sí tenemos huevos, sí tenemos huevos.!”

Todos bajamos. Debo admitir que me sentía con suerte. Tenía fe. Tenía de fe de que fuéramos a llegar. 7:27. 3 minutos para que acabe de procesar. Sí se podía. O al menos, eso quería creer porque todavía teníamos que pasar los videos a dos USBs. 7:28. 2 minutos para que acabe. Llegamos a la plaza. Había una proyección de una cuenta regresiva gigante. 7:29. 1 minuto y medio para que acabe de procesar.

“Está perfecto. Si llegamos, porque tiene que llegar hasta 7:30 con 59 segundos.”

Gonzalo me llenaba de esperanza. Nos llenaba de esperanza. Pero no lograba eliminar del todo la gran aguja de la realidad. Faltaba un minuto para que la cuenta regresiva termine. “Ya estamos”, “si llegamos”. 100% en el render. 45 segundos en el reloj. Ya estábamos ahí. Nos sentíamos tan cerca de la entrega. Sin embargo, en el 100% de procesamiento, el disco duro se desconecta y hace que mi computadora se congele. Todos nos quedamos paralizados. Cinco. No sabíamos qué hacer. Cuatro. Nos mirábamos los unos a los otros. Tres. Hacía click y no respondía. Dos. El video no acabó de procesar. Uno. No logramos llegar.

Después de dos minutos, logramos pasar todos los archivos. El video sí se había procesado después de todo. Toqué la claqueta para indicar oficialmente nuestra llegada a la mesa de entrega. Dimos todos los documentos.

“Si saben que están descalificados, ¿verdad?”

Mi corazón se partió un poquito.

“(No, fíjate, no sabía) Sí, claro. Pero igual queremos entregar nuestro corto para que se proyecte.”

Firmé lo que tenía que firmar y me fui. Me sentí derrotado, pero Gonzalo me hizo reír cuando me dijo: “ven Sebas, hay que tomarnos una foto de cuando la cagamos”. Y sí, la habíamos cagado, y pese a que la habíamos cagado, estaba orgulloso del trabajo de mi equipo y de todo lo que se esforzaron. Eso me aliviaba. Y yo quería aliviarlos a ellos.

Andrea, Cathy, Gonzalo, Ericka y yo estábamos en un círculo.

“Oigan, hay que sentarnos.”

Andrea no tuvo que repetir dos veces su propuesta. Vimos un banco vacío. 7:45. Caminamos hacia él. Tenía mi laptop en la mano. Andrea era quien estaba delante nuestro. 7:46. Estábamos a punto de llegar. Pero, un grupo de chicos sale – de la fucking nada – y se sienta en ese mismo banco. Todos nos detuvimos. Nos miramos las caras y no hicimos más que reír. Reír mientras nos quitábamos de aquella plaza hacia el carro de Cathy. Reír, porque, a pesar de nuestros esfuerzo, ni si quiera a eso llegamos.

Desesperación – Trailer | 48 Hour Film Project

#LIMA48HORASEl fin de semana pasado participamos en el Lima 48 Hour Film Project e hicimos un cortometraje en dos días. Tras una larga y exhausta batalla entre el procesamiento de la computadora y la corta cuenta regresiva… quedamos fuera por un par de minutos. Sin embargo, ¡todo el esfuerzo que pusimos y la confianza que depositaron en nosotros no fueron en vano! Lo dimos todo y ese esfuerzo lo podrán ver cuando el corto sea proyectado en UVK Multicines San Martín, los días 12 y 13 de junio. Aquí les dejamos el teaser trailer, así que ya saben: ¡compren sus entradas a S/. 10 y ayúdennos a ganar el Premio del Público!PD. Sí, también lo subiremos a nuestro Canal de YouTube. PD2. Sí, también participaremos el próximo año#BaratitoNomá #AVerSiAEstoSiLlegamosActores:Luzma De La T.uOmar García Renato García Federico De Las CasasJimena FrancoYsabel Salvador Yennifer RoaCrew:Dirección – Sebastián Plasencia GutiérrezAsistente de dirección – Gonzalo ValdezDirección de fotografía – Valeria Talavera y Gonzalo ValdezProducción – Andrea Varon Matallana, Ursula Coello, Eduardo Mendoza, Kevin Vera y Fabrizio Castro CarrilloDirección de Arte – Cathy Acosta BonillaSonido Directo – Ericka GarciaMaquillaje – Yennifer Roa y Macumish / make-upEdición – Ursula Coello y Sebastián Plasencia

Posted by 43 Milímetros on Thursday, June 8, 2017

 

 

 

 

 

 

 

Injustice 2: Elige por quién luchar

Abran paso, porque nos encontramos frente a uno de los mejores juegos de superhéroes y de pelea que han sido creados y el mejor dentro de la ultima categoría mencionada en los últimos años.

Injustice 2 no solo ofrece entretenimiento a amantes del género de luchas, sino a su vez a todo un espectro de fanáticos de los cómics y amantes de los héroes en trajes. Los realizadores de NetherRealm (los mismos creadores de Mortal Kombat), nos brindan un juego que no solo se basa en saber pelear. Su estilo único de lucha, combinado con un espectacular uso de los personajes de DC Comics crean un modo de pelea jamás antes visto y un paso muy grande en comparación con su predecesor de hace algunos años, logrando que sus sistemas estén casi perfeccionados. Pasemos a analizar cada uno de los mejores aspectos que tiene el juego.

Aspectos Generales

 Gameplay

Ya hablé un poco de esto, pero la forma de lucha de Injustice 2 está hecha para todo público. Si te concentras solo en las mecánicas y factores internos de las peleas, aprender a utilizar los comandos nunca ha resultado tan fácil. Si bien hay mucho que uno debería memorizar, con la práctica constante vas a llegar a niveles nunca antes visto de fluidez, control y manejo de todo el escenario que te rodea. Las teclas se combinan unas con otras para poder lanzar combos espectaculares mientras que diferentes ataques especiales, usados correctamente, pueden llegar a neutralizar a tu oponente.

Por otro lado, los escenarios donde transcurren los encuentros nunca han sido tan interactivos. Los desarrolladores han agregado muchísimas formas de utilizar el ambiente a tu favor, agarrando objetos del fondo, o lanzándolos a través de las únicas “stage transitions”. Esto puede hacer que te agarren desprevenido, tanto como que le infundan una vida única a tu combo preliminar. Los escenarios son tus aliados, pero a su vez debes saber cómo protegerte de los mismos.

Se han introducido nuevas mecánicas, como las capacidades de poder romper los combos enemigos de varias maneras distintas, denominadas técnicas de escape, las cuales sirven para darte un respiro y poder reestructurar tu estrategia de combate rápidamente y de una manera mucho más natural y fluida. Todo esto con la finalidad de poder perfeccionar el sistema y lograr que una pelea sea mas orgánica y con muchas formas de poder llevarla a cabo por parte de los gamers.

Personajes

Injustice 2 ofrece el mayor grupo de superhéroes de DC Comics enfrentándose unos a otros. Si ya sea para recrear algún combate histórico o experimentar con distintos encuentros, utilizar a uno de los más de treinta combatientes te hacen sentir que realmente eres a quien escoges.

NetherRealm hizo una extensa investigación, junto al grupo de DC encargado en WB Games, para poder personalizar a cada personaje de una manera única. Cada uno cuenta con sus propios golpes, combos, habilidades especiales y demás, con la finalidad de que cada luchador tenga una onda distinta y se sienta fresco e inigualable. Para los recién llegados, bastará con memorizarse sus movimientos, pero para un experto, examinar detalladamente los “stats” de cada habilidad ayudará mucho en la construcción de un personaje único y aprender a dominarlo para poder elegir a su favorito.

Cabe resaltar que los looks nunca se han visto mejores, y que cada movimiento sirve muy bien a cada personaje, haciéndolo ver increíble además de ser fiel a los cómics de donde provienen.

Historia

Es raro que un juego de luchas contenga un modo historia, pero los juegos de NetherRealm siempre han innovado en ese aspecto y todos amamos Mortal Kombat por haberles creado un “background” a los personajes. Lo mismo ocurre con Injustice; es claro que estos personajes no necesitan una introducción, pero son rodeados de una historia que nos atrapa y engancha.

Si bien la narrativa puede ser un poco lenta por momentos o incluso predecible, los gráficos no decepcionan ni por un momento. Los planos y movimientos de cámara son espectaculares (gran uso de la animación) y eso logra una capacidad de inmersión nunca antes vista. Sientes lo que los personajes sienten al hablar y actuar, creando vínculos con los favoritos y conociendo a los nuevos.

La historia comienza justo donde termina la primera del juego pasado, pero se centra ya en la dimensión en la cual el juego transcurre. Es una historia más abierta, ya no tan personal como la anterior, pero se centra más que nunca en la dinámica entre Batman y Superman, entre la justicia y el poder. La aparición de Brainiac, uno de los villanos más poderosos de todo el universo DC, obliga a los protagonistas a formar una insegura alianza y poder ver hasta donde las líneas deben ser trazadas. Si bien el resto de personajes están solo de apoyo, resalta la impactante participación de Supergirl, que llega como el personaje intermediario entre ambos bandos.

Este punto es uno en los cuales el juego flaquea un poco, en el sentido de que no logra una historia del todo completa ni coherente, pero aún así, les pone la valla bien alta a todos los juegos que estén por venir.

Multijugador

En los juegos de pelea, el multijugador se convierte en una de las razones principales por el cual se compra el título. El Versus y el modo online siempre tienen que estar entre los mejores atributos de un videojuego, ya que permite expandir el horizonte del jugador y lo conecta con una red que busca lo mismo que él.

En Injustice 2, el multijugador viene renovado, con un versus mucho más activo y dinámico (gracias a la ayuda del Gear System; más adelante hablaremos de eso), mientras que el modo en línea ofrece mejoras sin precedentes, con casi cero tiempo de demora y con ventanas de carga mucho más rápidas. Los modos online también se han expandido, ofreciendo toda una nueva gama de posibilidades.

Por otro lado, se ha introducido el modo de Campeonato. No se necesita estar online para utilizarlo y sirve como una especie de competencia directa entre tú y tus amigos, para poder llevar la pelea en casa al siguiente nivel.

 Aspectos Específicos

El Multiverso

Además del modo historia, la clásica ventana de pelea solitaria y el salón de práctica, Injustice nos ofrece una nueva forma de jugar de modo individual: El Multiverso. Dando uso fiel a los cómics, el juego introduce el concepto de múltiples universos que están conectados gracias a la realidad; infinitas dimensiones donde hay una versión de la Tierra distinta en cada uno.

Esto sirve de antesala para que uno pueda adentrarse en cada mundo personalizado y poder tener peleas con misiones o atributos especiales que cambian toda la dinámica dentro de un combate. Además, Injustice ha hecho que este modo esté en constante cambio, actualizando las Tierras cada día, con eventos semanales y que dependen de la fuerza de uno para poder coronarte como el vencedor.

Este modo ofrece siempre una oportunidad distinta de poder jugar y los mejores momentos para poder sacarle provecho a un personaje e ir subiéndolo de nivel para poder llegar a convertirlo en tu mejor luchador.

 El Gear System

Este es el otro punto a destacar de Injustice 2. NetherRealm estaba buscando la forma de poder conectarte más con los luchadores, que no todo sea estandarizado, que el jugador tuviera más control sobre las peleas. Es así que se crea el Gear System, un proceso por el cual las peleas te otorgan piezas de armadura con la cual equipas a tu luchador, otorgándole nuevos stats y nuevas habilidades para poder ser usadas en el combate.

Esto logra un nivel de personalización de personajes nunca antes vista, y la oportunidad para que cada jugador cree sus propias versiones de los superhéroes que tanto ama. Claramente, estos pueden ser utilizados en todos los formatos de lucha, siendo el multijugador donde se les saca más provecho, dado que cada jugador pelea con su propio personaje, personalizado a su medida.

Es aquí donde el Multiverso juega otro rol importante, ya que es en esta modalidad donde las piezas de armadura abundan y donde es más sencillo subir de nivel a los personajes. Distintos tipos de piezas se desbloquean según el nivel del jugador o del personaje y combinándolas de la forma correcta se puede llegar a aumentar seriamente las capacidades de los luchadores, además de darles el look que uno más desee.

Es así como Injustice 2 ha pasado de ser uno de los juegos más esperados del año, a uno de los mejores del mismo y de su género. Los juegos de lucha ahora cuentan con una vara bien alta y lo mismo se puede decir del género de los superhéroes.

PUNTUACIÓN

PROS

CONS

-Gameplay fluido -Historia predecible y sin gusto
-Nuevas creaciones como el Multiverso y el Gear System
-Multijugador mejorado
-Buena explotación de los personajes

 

 

Meditación: La medicina para la mente

No eran mis mejores años, pero sí los últimos de los que yo creía que serían los más difíciles. Atravesaba el programa de Bachillerato Internacional de mi colegio, esperando un cierto puntaje para poder convalidar estudios generales en la Universidad de Lima. Si no obtenía el puntaje que quería, me estaría atrasando un año entero para comenzar mi carrera universitaria. Me esforzaba mucho y podía considerarme a mi misma una alumna aplicada. Sin embargo, no llegaba ni al tercio superior de mi promoción. Lo intentaba todo, pero tanta competencia entre todos los alumnos me hacía sentir insuficiente. No quería caer en la tentación de rendirme. Conseguir lo que yo quería, que era no haber hecho el bachillerato, que me tomó un año más, en vano, era mi objetivo meta en ese entonces. El BI me enseñó a lidiar con el estrés y a aprender sobre la ansiedad. Invadió en mi vida entregándome conocimiento significante para mi, pero quitándome lo que más me gustaba hacer: dibujar, tocar piano y jugar tenis. En esos años, detuve el proceso de mejorar nuevas técnicas, de aprender nuevas canciones, y de mejorar mis golpes para encerrarme en el túnel que me llevaría a una tranquilidad y seguridad que tanto buscaba.

Facebook era usado por mí y mi entorno como un medio de entretenimiento momentáneo, más que uno de comunicación u otras cosas. Encontrar y ver videos divertidos me tenía adicta ya que era la única manera de escapar mi realidad de estudio intenso por algunos minutos. Otras cosas que me ayudaban a descansar por un rato de esta realidad era salir con amigas y amigos, conversar con mis primas o salir a comer o ir al cine. Comencé a seguir estas páginas de autoconsciencia y autoayuda en Facebook, y saltaban frases inspiradoras que me motivaban. Cabe decir que la filosofía y la capacidad de autorreflexión siempre han sido mis fuertes… Algunos la llaman inteligencia existencial. Aquí comienza la historia real, encontré que muchos medios de páginas de Facebook de autoayuda y páginas web representativas de instituciones de psicología y en general de mucha gente como yo, recomendaba una práctica, muy conocida por su nombre pero no tanto por su aplicación, llamada meditación. ¿Cómo llegaron a esto? Pues estas páginas de las que hablo y sigo, te enseñan que la realidad de uno se construye a través de la mente. Te demuestra, a través de evidencias, que la mente humana es el arma más poderosa que tenemos. ¿Qué evidencias? El efecto placebo es una de ellas: este es el tratamiento por el cual un paciente recibe cierta dosis de pastillas con sustancia que no tienen efecto directo ninguno con la enfermedad del paciente, y aún así presentan mejoras de síntomas de la enfermedad. El propio paciente se auto influencia por la sensación de que está siendo tratado, lo que aumenta su esperanza de curación y así se mejora y se facilita su recuperación. Por otro lado, hay un dicho que dice “The same boiling water that softens the potato hardens the egg. It’s about what you’re made of, not the circumstances”, que quiere decir “el mismo agua hirviente que ablanda la papa endurece el huevo. Todo se trata de lo que estás hecho, no de las circunstancias”. Este dicho trata de transmitir el hecho de que la mente es capaz de cambiar situaciones completamente reales y que no importa cuáles sean las circunstancias en tu vida, lo que realmente importa es qué haces al respecto. Entonces, ¿de qué manera se conecta la meditación con la mente?

Volviendo a mi idea central, después de investigar, si se podría decir ardua o extensamente, decidí probar esta práctica mundo-controversial. La meditación tiene diversas definiciones, pero a mí me sirvió como práctica en la cual se entrena la mente para ver las situaciones con más objetividad, con más distancia, sin sentirse directamente identificado. Esto me ayudó a pensar con más claridad y efectividad, además de a no tomarme las cosas de manera personal. Cuando nos tomamos las situaciones y acontecimientos subjetivamente, nos llenamos de sentimientos negativos y esto nos bloquea mentalmente y nos causa depresión. No en todos, pero sí en muchas personas.

La primera vez que medité fue difícil pero mostró efectos en mí que contaré más adelante. Habré durado unos pocos minutos como máximo. Pero así se comienza. Los especialistas te recomiendan comenzar poco a poco, y con la práctica, ir aumentando la duración. Pero, ¿en qué consiste la meditación? Para comenzar, se tiene que encontrar un respaldar en donde apoyarte. Es necesario algún tipo de soporte para mantenerse más enfocados en la respiración y no en la posición de nuestro cuerpo mismo. Sin un soporte nos concentramos en que si estamos moviéndonos o en que si nuestro cuerpo se balancea de un lado para otro. Puede sentarte en tu cama y poner almohadas como respaldar. Si estás en el trabajo y tienes una silla de oficina cómoda podrías meditar sentado o sentada ahí. También puedes meditar en un jardín con el atardecer. No es imprescindible estar sentado con las piernas dobladas para meditar.

Por otro lado, es mejor que el lugar que escojas no tenga demasiada luz.  La luz tenue o incluso la complete oscuridad funcionan mejor. Sin embargo, no tiene que estar completamente negro. Mientras que la luz no obligue a nuestros ojos a seguir abiertos todo bien. Este requisito de la luz es indispensable porque cuando hay menos luz, nuestro cuerpo expulsa las hormonas de la melatonina las que causa que nuestro ojos se comiencen a cerrar sin tener que estar esforzándonos en cerrarlos constantemente. Sin embargo, no es obligatorio. El mayor reto de la meditación, que es aquel que tomó más tiempo en aprender es: concentrarse en la respiración. Antes de explicar cómo se logra, explicaré que para efectuar esta práctica, se respira por la nariz unos cuatro segundos y se bota el aire, por la nariz también, unos 8 aproximadamente. La manera de respirar es importante: no debemos expandir el pecho, sino el abdomen. Respirar expandiendo el pecho crea una presión en esta parte del cuerpo y aumenta la ansiedad. En cambio, expandir el abdomen da una sensación de relajo, debido a que de esta manera, el cuerpo asimila mejor el oxígeno. Si lo haces bien, te darás cuenta en cómo el diafragma se expande y se contrae.

En cuanto a la intensidad de la respiración, no debemos de esforzarnos mucho para inhalar y exhalar. El proceso debe ser suave y simular una respiración natural. Ahora lo más difícil: ¿dónde está nuestra mente mientras ejercemos esta práctica? ¿En que estamos pensando mientras respiramos? Pues el mayor reto es concentrarnos en una sola cosa: la respiración. Hay muchas maneras de lograrlo. La mente de uno es invadida por miles de pensamientos cada día. Dudas, memorias y emociones entran y salen de nuestra cabeza de momento en momento. Debemos de concentrarnos en cada segundo de esta práctica en cómo el aire entra y sale de nuestro cuerpo. Si pensamientos alternos comienzan a invadir simplemente regresa la concentración a tu respiración. Cada vez que esto pase vuelve a regresar a tu respiración. Con el tiempo la concentración aumentará y el proceso será más y más efectivo. Hay maneras simples de evitar o al menos reducir los momentos de distracción. Una de ellas es ponerse mentholathum en crema en la nariz. De esta forma el olor te mantiene atento a tu respiración. Lo he probado y funciona muy bien.

Contaré ahora lo que sucedió después de la primera vez que medité. La parte final de mi meditación se interrumpió por una voz imponente que dijo: “¡Fátima, ven a comer! ¡La comida ya está lista!”. Reaccioné tranquilamente, entré a la cocina y me senté en la misma mesa en la que estaban sentados mis hermanos menores, quienes se estaban peleando por algo tonto: dónde poner el servilletero en la mesa. Cortando su discusión, lo tomé y lo puse al medio y dije algo como: “aquí no te molesta a ti, y a ti tampoco”. Comencé a comer tranquila. Ellos se quedaron callados también y siguieron comiendo. Lo que pasó no refleja transparentemente lo que pasaba dentro de mí. Me sentía en un estado de paz y de tranquilidad que no había sentido antes. Con la meditación relajamos y pacificamos la mente. Además liberamos la conciencia, para así pensar mejor y tener un día de calidad, especialmente cuando nuestros deberes y responsabilidades nos tienen un poco tensos o con estrés. Concentrándome en mi mente y mi salud logré enriquecer poco a poco mi potencial académico. Obtuve el puntaje que soñé por años, me emocioné y hasta lloré de la alegría cuando me enteré que… ¡Lo había logrado!

Con el tiempo, llegué a gozar de otros beneficios más de la meditación.

Actitudes necesarias para mejorar tus relaciones interpersonales

¿Qué es lo que hace que una persona caiga mejor que otra? ¿Cuáles son las actitudes que hacen que las demás personas se sientan cómodas contigo? Aquí una lista de algunas acciones que te ayudan a relacionarte con los demás

1. Sé humilde

No hay nada más lindo que entablar una conversación con una persona que no se cree el centro del universo. La humildad permite mostrarte tal cual eres y hacer que la otra persona se sienta cómoda también.

2. Reconoce las cosas buenas de las otras personas

Si tu amigo(a), ha logrado algo o le ha salido algo bien. ¡Dícelo! La envidia nunca es buena. Unas felicitaciones sinceras nunca están de más.

3. Corrige de una manera adecuada

Si notas algún error o mala actitud, no hagas que la otra persona pase vergüenza resaltando su equivocación. Acercate personalmente a ella y corrige con cariño, usa las palabras adecuadas. Recuerda que al igual que ella, tú también puedes equivocarte.

4. No hables siempre, también escucha

Una conversación es un diálogo, no un monólogo. Una persona que habla en todo momento satura y tiende a aburrir. Deja que exista un intercambio de opiniones. Escuchar al otro es a veces necesario y muchos te lo agradecerán.

5. Crea contacto visual

Por más que este consejo parezca muy íntimo, ayuda mucho dentro de una conversación. La mirada demuestra confianza, firmeza y seguridad. Muchas veces, una mirada puede servir más de apoyo que un consejo dicho. 

 

Tres valores importantes de la saga Harry Potter

En 1997 salió a la venta uno de los libros que ha revolucionado el mundo entero con su mágica e increíble historia. Esta saga escrita por J.K.Rowling ha cumplido veinte años de su primera publicación y sigue siendo uno de los libros favoritos por millones de personas. Más allá de entretener, la historia guarda muchas lecciones de vida. Aquí he querido recopilar cinco razones por la cual Harry Potter te hace mejor ser humano.

1. Amistades verdaderas

¿Quién no ha escuchado hablar del famoso “Trío de oro”? Este está conformado por Ron, Harry y Hermione. Ellos se hicieron muy amigos en su primer año en Hogwarts y desde allí se volvieron inseparables. Siempre se apoyaron mutuamente cuando uno necesitaba del otro y permanecían juntos sin importar lo difícil y arriesgada que se ponía la vida a veces.

 

2. Sacrificio

Desde el principio de las sagas, siempre se muestra a Harry como un mago dispuesto a realizar cualquier acción con tal de proteger a sus seres queridos. Y no solo por ellos, sino también por las próximas generaciones. En la batalla final, llegó al punto de entregar su vida por el bien de todos los que estaban peleando. No obstante, Harry no es el único que ha hecho sacrificios. Hermione Granger les tuvo que borrar la memoria a sus padres para que los mortifagos no los torturaran tratando de sacarles información sobre ella, Ron Weasley dejó a su familia para seguir con la misión que Dumbledore les había encomendado, Snape arriesgó su vida trabajando de doble agente para ayudar a Harry y Dobby ayudó a Harry a salir de la casa de los Malfoy dando su vida por salvar a sus amigos.

3. Amor

El amor es la base de los libros. En cada uno de los libros siempre se menciona al amor como algo importante para la esencia del ser humano. Se muestra, también, lo que le puede pasar  a una persona si no recibe amor. Asimismo, lo que sucede si la persona está rodeado por gente que lo estima y quiere lo mejor para él.  Si hay amor, hay felicidad y si hay felicidad las personas van a realizar actos buenos.

¿Qué hacer cuando no sabes de qué escribir?

La tarea de escribir artículo o ensayos no siempre es fácil. A veces podemos pasar largas horas frente al monitor y no tener ningún resultado. Aquí te dejo algunos consejos para encontrar esa tan preciada inspiración.

1. Concéntrate

La concentración siempre es clave para la inspiración. Si es que te enfocas en lo que quieres transmitir, será mucho más fácil que las palabras lleguen a tu mente. Para concentrarte es necesario que el espacio de trabajo sea el apropiado, sin muchas personas y sin mucho ruido. Porque recuerda la concentración y la creatividad van de la mano

2. Investiga acerca del tema

Siempre es recomendable saber sobre lo que escribes, leer lo antes ya escrito sobre el tema. Así no solo encuentras inspiración, sino también referencias. Nunca sabes si una cita de algún autor famoso pueda ser el mejor comienzo de un gran artículo.

3. Conversa con alguien sobre el tema

A veces pensamos muchas cosas y no sabemos cómo ordenarlas dentro de nuestra cabeza. Por eso, siempre el comunicar lo que pensamos nos ayuda a organizar nuestras ideas. Es recomendable salir de tu espacio de trabajo y hablar con alguien acerca de lo que escribes, pedir ejemplos, ayuda, opiniones. Quizá la inspiración la encuentras en esa persona o en algo que ella haya dicho.

4. Escucha música acorde al tema de tu escrito

Esto es de gran ayuda si encuentras el estilo de música adecuado. Recuerdo que un día que tenía que escribir sobre un musical. Allí la tenía fácil. Mientras buscaba la inspiración, coloqué el Soundtrack de la película como música de fondo y poco a poco se venía la mente las palabras exactas para comenzar a escribir.

5. Sal un rato a caminar

Una gran manera de encontrar inspiración, es saliendo de tu casa. Siempre los espacios abiertos, pero tranquilos ayudan a explorar en la creatividad. Mirar el cielo, las estrellas, sentir la naturaleza de cerca siempre es de gran ayuda. Nos ayuda a desconectarnos de los problemas y a enfocarnos claramente en lo que queremos producir.

6. Enamórate de algún elemento del tema sobre el que vas a escribir

Aunque este consejo raya en lo subjetivo, sirve de mucho. Es difícil, pero no imposible. Recuerdo que un día me tocó hacer un ensayo sobre los nazis, obviamente no me a enamorar de aquella forma de gobierno; pero sí sentí una profundad empatía por las víctimas. De esta manera, sentía que mi ensayo tenía el gran compromiso de ayudarlas y de hacer algo por ellas. Así fue que me inspiré.

7. Ten paciencia

Dios premia a los pacientes. Recuerda las mejores cosas tardan, pero llegan. La inspiración tarda, pero llega. En una sociedad donde el tiempo es un valor preciado, esperar un poco a veces suele ser fastidioso. Pero tranquilo(a), conforme vayas escribiendo, irás ejercitando y creando tu propia forma de llegar a la inspiración.

Consejos para viajar por el mundo, sin que tu bolsillo se vea tan afectado

Así como muchos de ustedes, de niña mi sueño máximo era viajar por todo el mundo y conocer muchos lugares.  Fui creciendo y comprendí que esa ilusión era más difícil de cumplir de lo que yo creía. El primer obstáculo era el dinero. Los viajes suelen ser carísimos.

Pero si, así como yo también eres misio y aun así quieres conocer grandes destinos turísticos, he recolectado para ti algunos consejos según mi modesta experiencia de mochilera

1. Elige un destino con fronteras amigables:

Sí, hay muchos países que sólo te piden tener pasaporte para ingresar. Recuerda que el proceso de visa siempre es complicado. Demanda de mucho tiempo y dinero. Por eso es recomendable sacarles el jugo a nuestros pasaportes. Tenemos acceso libre a varios países que realmente valen la pena dentro Latinoamérica (mucho mejores que Estado Unidos) y, ¡hola!, recuerda que podemos ingresar a todos los países de la comunidad europea sin necesidad de visa.

2. Compra tus boletos de avión con máximo 6 meses de anticipación: 

Por más que parezca un gran cliché, ¡es verdad! Siempre sale más barato. Además, siempre las ofertas aparecen mientras más anticipada a la fecha de viaje te encuentres. También es una buena forma de ir organizando las cosas, ya sean en el trabajo, universidad, colegio, etc. e ir separando esa fecha o para pedir vacaciones… Un dato más, así aseguras tu viaje y puedes ir planeando todo lo que harás: Más tiempo planificando, mejor salen las cosas.

3. No gastes en lujosos hoteles

¡Nunca! Este es el peor error que puedes cometer. Si quieres ahorrar de verdad, el hospedaje es en lo que menos debes pensar. Suficiente con una cama y un lugar limpio. Si incluye desayuno, mucho mejor; pero siempre a precio módico. Otro consejo interesante puede ser alquilar hospedajes. Hay una página conocida por los turistas llamada: Airbnb.com Ofrece habitaciones, departamentos completos a un precio mucho menor de los hoteles.  Recuerda se trata de conocer y vivir la aventura.

4. Sé buen turista y come lo necesario

La comida siempre es uno de los puntos que más nos preocupa, sobre todo a la mayoría de peruanos. Lo que recomiendo aquí es tomar un buen desayuno. Si el hotel ofrece, aprovecharlo al máximo. Recuerda comer carbohidratos y proteínas, que son las fuentes de energía esenciales para el organismo. No gastes comiendo comida cara, comida como la peruana no vas a encontrar. Ubica el supermercado más cercano y compra frutas, agua, panes, cosas necesarias para hacer emparedados consistentes. De esta manera te mantendrás nutrido e hidratado, sin gastar mucho.

5. Caminando conoces más

Una botella de agua, unas buenas zapatillas y estás listo para caminar por las calles de Europa, Brasil, México o donde tú quieras. De paso ayudas a tu vista a conocer nuevos paisajes, otras formas de vida, las calles de las ciudades, aprovechas de tomar buenas fotos, cosas que no puedes hacer desde un bus o metro; mientras ahorras a tu bolsillo un par de dólares o euros.

6. Aprovecha todo lo que es gratis

Casi siempre, en la mayoría de países se ofrecen eventos con entrada libre o ingreso a museos y bibliotecas solo mostrando tu pasaporte. Chequea días antes sobre eso durante tus fechas de viaje y aprovecha de asistir a todo lo que puedas. Y, claro está, si viajas a la zona del mediterráneo, costas del atlántico o mar Caribe… ¿qué más puedes pedir? Las playas son gratis y abiertas para los quieran disfrutarlas.

… y, por último,

7. Trata de no comprar recuerdos, sino de hacerlos.

Siempre que viajo con mi mamá este es uno de los puntos de discusión. Ella quiere comprar recuerdo para la tía, la amiga, la abuela, la prima, etc. Si quieres ahorrar no puedes hacer esto. El mejor recuerdo que puedes llevar son experiencias, anécdotas, fotografías. En ese consiste viajar, llenar de más historias tu vida. No pienses mucho en qué llevar, sino en disfrutar cada momento de tu viaje para poder entregar más que un simple llavero. Créeme, una buena historia puede emocionar más que un vasito con el nombre de la ciudad.